Palacio Episcopal

En la plaza de San Esteban, se encuentra el antiguo palacio de los Salcedo del siglo XVI, con una amplia fachada granítica de sillares almohadillados, restaurado y convertido en Palacio Episcopal hacia 1750.

De fachada renacentista, la portada con escenas de la vida de Hércules y un patio neoclásico del siglo XVIII.