Catedral de Santa María la Real
Pamplona

En 1394, se comenzó la construcción del actual edificio gótico, prolongándose las obras, con diverso ritmo, durante todo el siglo XV, hasta 1501. El siglo XVIII terminó con la gran obra de levantamiento de la fachada: se derribó la vetusta románica y se construyó otra neoclásica, añadiendo además, por los pies, un tramo a la Catedral, todo ello entre 1783-1803.

 

Una restauración de 1994 dejó al descubierto bellas pinturas y aumentó su luminosidad. Tiene un interesante mobiliario, entre el que destaca la imagen titular de Santa María la Real, gótica plateada, el sepulcro de los Reyes Carlos III el Noble y su esposa doña Leonor, magnífica obra de Jehan Lome de Tournay, y varios retablos góticos, romanistas y barrocos. El claustro es uno de los mejores del siglo XIV y en las dependencias de la Cillería, el Refectorio y la gran cocina gótica para atender a los peregrinos se halla el Museo Diocesano.

Los exteriores.
El templo gótico queda eclipsado por delante con la gran fachada neoclásica. Los exteriores góticos, bien severos, solo se adivinan desde la Plaza de San José, la ronda Barbazana o el interior del Arcedianato. La fachada occidental fue diseñada por Ventura Rodríguez en 1783 y es un soberbio ejemplar del estilo neoclásico. Se abre en el centro un pórtico con frontis  de columnas pareadas con capiteles corintios, rematado por frontón decorado con el escudo del cabildo. Las terrazas del centro y las torres en los extremos, completan un conjunto severo y grandioso. La torre del norte alberga la campana María, de doce toneladas, la mayor de España en uso. El constructor de la fachada, costeada por el Cabildo, fue Santos A. Ochandategui.

El interior configura un templo gótico con planta de cruz latina, de tres naves, más otras dos de capillas, siendo la central la más alta. El edificio ostenta una completa unidad de estilo, con sencillas bóvedas de crucería. La restauración última ha puesto a la luz una rica ornamentación policroma en torno a las claves, realizada en el siglo XV.

Cristo crucificado. Marfil. Siglo XVIII

Virgen de Sta. Mª. la Real con el niño.

Capilla de Música de la Catedral de Pamplona

La Capilla de Música de la Catedral de Pamplona es la institución musical más antigua de Navarra. Los Estatutos para la creación de la Chantría y de una escolanía de triples o "infantes" datan del año l206. En 1523, con ocasión de la visita del emperador Carlos V a Pamplona, recibió un nuevo impulso y adquirió la típica estructura de las capillas catedralicias españolas. Los siglos XVII y XVIII constituyen uno de los puntos culminantes de su larga historia. La actividad musical del coro ha permanecido ininterrumpida en la Catedral desde hace ocho siglos. El coro durante estos últimos años ha experimentado un notable resurgimiento, teniendo una media anual de 50-60 actuaciones, de las que la mitad son con orquesta de cámara.

Capilla de música en la Sacristía de la Catedral