La patria chica
Libreto de Serafín y Joaquín Álvarez Quintero, con música de Ruperto Chapi.

Una buhardilla de París, hogar y estudio del joven pintor español José Luis Romero. El pintor está intentando dar los toques finales a una tela encargada por Mr. Blay, un rico inglés, cuando un grupo de emigrantes españoles llega a la búsqueda del pintor.

Pastora, Pilar, Mariano y Ansúrez son cuatro miembros de un grupo folclórico español que se encuentra en París de gira, a los que un empresario sin escrúpulos ha dejado sin recursos económicos, escapándose con toda la recaudación. No tienen ningún medio de volver a España y han venido a rogar al pintor que les ayude. El los calma, y explica que su mejor esperanza es dejarle terminar su pintura y que la venda al rico inglés.

José Luis acaba su pintura, mientras llega Mr. Blay. Los emigrantes le insisten para que la compre y les permita volver a su España querida. No impresionan al inglés, solamente cuando Pastora le canta una canción apasionada, Mr. Blay cambia de parecer. El pagará su repatriación, y él mismo los acompañará, para ganar el corazón de Pastora por sus propios méritos.

Se estrenó en el Teatro de La Zarzuela de Madrid, el día 15 de Octubre de 1907.