VIVES

Nace Amadeo Vives en Collbató, Barcelona, el 18 de Noviembre de 1871.

 

 

Inicia sus estudios musicales con un hermano suyo y los amplía después en Barcelona con Josep Ribera. Trabaja un tiempo en Málaga como director de banda de un asilo y regresa luego a Barcelona, donde fue maestro de la capilla musical del convento de las religiosas de Loreto.

Junto con LLuís Millet funda la prestigiosa sociedad coral, el Orfeó Catalá (1891). Se traslada a Madrid en 1898, donde logró estrenar La primera del barrio en el Teatro de la Zarzuela, pero el fracaso fue enorme. Logró una nueva oportunidad al año siguiente cuando se impuso con Don Lucas del Cigarral (1899). En 1900 se estrenó en el Liceo Euda d´Uriach, pero los sucesivos éxitos alcanzados en Madrid, lo dejaron definitivamente instalado como autor de zarzuelas en la capital. En 1903, con Bohemios, reafirmó su prestigio; alcanzando éxitos en todos los campos y dejándose tentar también por la nueva moda de la opereta, como puede apreciarse en La generala (1912). En ocasiones trató de obtener el éxito apelando directamente a los sentimientos regionalistas, como con Maruxa (1914), de ambiente gallego. También cultivó el género chico y no desdeñó colaborar con otros músicos, como Giménez con quien compuso, entre otras, El húsar de la guardia (1904) y La gatita blanca (1905).
Hacia 1920 fue espaciando su producción, que llegó a ser algo más profunda con excelentes partituras como la famosísima Doña Francisquita (1923) y La villana (1927).

Fallece Vives en Madrid el 2 de Diciembre de 1932, el día señalado para el estreno de su última producción, El talismán.